Elementos de la cultura japonesa en los videojuegos

Muchas veces se han asociado los videojuegos con el ocio. ¿Cuántas veces habremos escuchado que “jugar a las maquinitas atonta”? Y aunque ya somos conscientes de que muchas veces podemos aprender de los videojuegos, a veces se nos hace referencia a religiones, elementos históricos y culturales que aprendemos de forma inconsciente.

 

Elementos japoneses en los videojuegos de Nintendo

De los videojuegos japoneses podemos aprender mucho, de forma voluntaria o involuntaria, a veces incluso sin darnos cuenta. ¿Cuántos de nosotros hemos jugado al “Brain Training del Dr. Kawashima: ¿Cuántos años tiene tu cerebro?”, para la Nintendo portátil? Este es uno de los juegos que lo compramos expresamente para hacer juegos mentales. Y como éste, multitud más de juegos.

Otros juegos nos proporcionaban multitud de conocimientos sin que fuéramos conscientes de ellos. ¿Cuántos de nosotros sabemos reconocer los cuadros y las estatuas verdaderas del Animal Crossing? En el juego se podían coleccionar fósiles, peces, insectos y obras de arte que había que diferenciar de las falsificaciones. Y de forma completamente inconsciente, muchos de los que hemos jugado a esta saga de Nintendo hemos aprendido casi sin saberlo.

Captura de pantalla del juego Animal Crossing New Leaf (de Nintendo), en la sección de arte del museo.

 

  • Clanes y dinastías

En la saga The Legend of Zelda existe un elemento llamado “trifuerza” muy importante en todos los juegos. El símbolo tiene forma de triángulo formado, a su vez, por tres triángulos más pequeños. Esa es, en realidad, la insignia del Clan Hôjo. Este clan estaba formado por una familia regente del shôgun durante el shogunato de Kamakura (de 1192 hasta 1333), el que fue el primer régimen militar feudal de Japón.

Insignia del Clan Hôjô
Símbolo de la Trifuerza, en The Legend of Zelda (de Nintendo).

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Pintura

Como ya hemos mencionado arriba, en el Animal Crossing se pueden coleccionar obras de arte. Es curioso que aparezca incluso arte español, como Las meninas, de Velázquez. Pero, desde luego, incluyen varias obras japonesas como La gran ola de Kanagawa, de Hokusai. A uno al que en el juego llaman “cuadro japonés”, en realidad representa Otani oniji III como Yakko Edobei, de Sharaku. Y al que titulan “retrato oriental” en realidad es Mujer mirando hacia atrás, de Moronobu.

Cuadro de La gran ola de Kanagawa, de Hokusai.
Falsificación del cuadro de La gran ola de Kanagawa, en el juego Animal Crossing New Leaf (el Monte Fuji que se ve detrás en el cuadro real es mucho más pequeño que en la falsificación).

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Mitología y folklore

Aparece en diversos videojuegos. Es muy común ver referencias a los yôkai (como en el juego basado en la serie de Yokai Watch), que son los fantasmas, espíritus, demonios y monstruos del folclore japonés. También es común ver aparecer los oni, de los cuales hablamos en la entrada del blog del otro día en el que hablamos de la festividad del setsubun, que son los ogros japoneses. Por ejemplo, es común ver kappa siendo personajes importantes en muchas historias.

Los kami (de los que hablamos en la entrada del blog de los templos y santuarios), que son los dioses japoneses de la religión shinto, también aparecen en varios videojuegos. Tanto en el Animal Crossing en forma de cuadro, como en el Mario Odyssey como estatuas gigantes, entre otros juegos, aparecen representados los dioses de la mitología japonesa Fûjin y Raijin, que son los dioses del viento y los truenos, respectivamente. Ellos dos aparecen en un cuadro muy famoso titulado como los dioses Fûjin y Raijin, obra de Sotatsu.

Cuadro de los kami Fûjin y Raijin, de Sotatsu.
Representación de los dioses del viento y del trueno en el juego Super Mario Odyssey.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Cerámica prehistórica japonesa

La prehistoria japonesa se divide en varios períodos. Incluso antes de lo que conocemos como “prehistoria” como tal, existe el paleolítico japonés. La prehistoria se divide en tres períodos: Jômon, Yayoi y Kofun.

La cerámica que se hacía en esos períodos evolucionó, como es lógico, satisfaciendo distintas necesidades según la época. Empezó siendo usada como recipiente para el agua y la comida, para almacenar y, posteriormente, para cocinar. Con el tiempo adquirió valor ritual: algunas cerámicas y recipientes elaborados con distintos metales los usaban solamente en ciertos eventos religiosos.

En el periodo Jômon se elaboraban cerámicas con la forma invertida de lo que ahora podemos observar en el The Legend of Zelda: Breath of The Wild en los guardianes y en los santuarios.

También elaboraban, durante el periodo Jômon, unas figurillas con forma humanoide llamadas Dogû. El propósito de esas figurillas aún es desconocida y está abierta a debate por los historiadores (¡no hay que confundirla con los haniwa!). Esos aparecen, también, en el juego más reciente de la saga The Legen of Zelda, que ofrece ayudas durante la partida. Y, como no podía ser de otra manera, en la colección de arte del Animal Crossing cuyo nombre lo reducen a “estatua primitiva”.

Guardianes del The Legend of Zelda: Breath of the Wild respecto a los jarrones de cerámica del periodo Jômon.

 

  • Haniwa

Pero en el mismo juego, el Animal Crossing, ¿sabes que aparecen elementos de antiguos periodos de la historia japonesa? ¿Conocéis los giroides? Son una especie de estatuas con cierto movimiento que, en algunos de los juegos pueden hablar. Tienen forma humanoide y en el primer juego de la saga hacían de mayordomo o portero de tu casa: te recogía las cartas, te anunciaba eventos, etc. Esos giroides están basados en las estatuas haniwa. En el período Kofun, era de la historia japonesa que comprende entre los años 250 y 538, las tumbas cobraron una importancia ritual enorme. Los emperadores eran enterrados con sus posesiones más importantes, incluyendo a sus sirvientes. Con el tiempo sustituyeron a los (pobres) sirvientes por estatuas de barro que imitaban a esas personas: los haniwa. Esas estatuas representaban esos trabajadores que más significaban para el emperador: soldados, otros gobernantes a su mandato, etc. Es por ello que en la saga Animal Crossing tienen esa función de “sirviente” o “ayudante” del protagonista del juego.

Haniwa, figura de barro del periodo Kofun.
Giroide, elemento con la función de ayudar que aparece en los juegos de Animal Crossing.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Religión

En los juegos es común ver el budismo y el sintoísmo representados de alguna u otra forma. Es habitual que hablen de dioses de la naturaleza, de creencias sobre la resurrección, aparezcan figuras de Buda o incluso el Yin Yang representado. En The Legend of Zelda es común pasearse por los templos (que vienen del budismo) aunque en el más reciente lo han cambiado por el nombre “santuario” (que son los sintoístas). En el juego Breath of the Wild es muy clara la referencia a la religión japonesa con la habitual aparición de estatuas en la que rezar, los kolog claramente inspiradores en los espíritus del bosque kodama (que también aparecen en la película La princesa Monoke, de Studio Ghibli) y el pueblo Kakariko, que tiene una clara reminiscencia al aspecto de un pueblo antiguo japonés.

También es habitual que aparezca la idea del animismo, provinente del sintoísmo, que es una creencia religiosa que defiende que todos los elementos tienen espíritu o “alma”. Es común usarlo para dotar de personalidad y carisma a elementos habitualmente inanimados, como por ejemplo Cappy, el gorro de Mario en su juego más reciente.

Captura de pantalla del videojuego The Legend of Zelda: Breath of the Wild (de Nintendo); pueblo de Kakariko.

 

  • Escritura y caligrafía

Es obvio que en muchos videojuegos, películas, y en otras manifestaciones artísticas, se ha intentado imitar siempre el estilo de caligrafía de los trazos de los ideogramas asiáticos (de los que hablamos en la entrada sobre los kanji). Lo que no es tan común ver, aunque aparece en los juegos de The Legend of Zelda, es la imitación del sistema de escritura con silabarios. En el juego The Legend of Zelda the Wind Waker imitan el sistema de escritura basándose en el katakana para escribir todos los textos que aparecen en pantalla e ilustrar de forma muy visual que las deidades hablan un idioma ancestral.

Captura de pantalla del The Legend of Zelda the Wind Waker; pergamino antiguo que cuenta la leyenda en torno a la que gira la trama del juego.
Leyenda hecha por Nicholas Kranc en la que se muestra cada grafía a qué sílaba corresponde en rômaji, katakana y hiragana.

 

Existen infinitud de referencias a la cultura popular que aparecen referenciadas en videojuegos. Desde luego, no hemos hablado de ello porque este blog habría sido eterno, pero es común ver juegos inspirados en los ninjas y los samuráis, en los que aparecen emperadores a los que servir o muchos ambientados en el periodo Edo. Para este post nos hemos centrado, especialmente, en las sagas Animal Crossing, The Legend of Zelda y Mario, las tres de Nintendo, y hemos hablado de curiosidades un tanto más sutiles de las que se suelen mencionar. Pero existen muchísimas más de las que no hemos podido hablar. De las que hemos hablado, ¿cuáles conocíais? ¿Hay alguna importante de la que nos hemos olvidado de hablar? ¿Os animáis a hacer un hilo de Twitter con nosotros añadiendo todos los elementos que conocéis vosotros que no hemos mencionado?